fbpx

México

México

Ciudad de México.- La embajadora de México en Honduras, Dolores Jiménez, afirmó que el riesgo que corre el mexicano Gustavo Castro Soto al permanecer en Honduras como víctima y único testigo sobreviviente de un crimen de alto impacto –el asesinato de la líder lenca Berta Cáceres, el pasado 3 de marzo– "es un hecho objetivo", y que por ello la cancillería ha puesto empeño en lograr que el ambientalista pueda regresar al país lo más pronto posible.