Varias unidades destrozadas y cuatro lesionados uno de ellos con arma blanca.

Alrededor de las 6 de la mañana de este jueves un grupo de personas ajenas al municipio de Berriozabal ingresaron a la cabecera municipal con la finalidad de prestar el servicio de transporte entre este y la capital chiapaneca argumentando que contaban con el permiso de la Secretaría de Transportes.

Los afectados que prestan el servicio a través de las unidades denominadas urvans, señalaron que estas personas llegaron amenazando e intimidando a los chóferes de colectivos actuales.

Entre los agresores señalan a u sujeto de nombre Víctor Manuel Ovando, quien venía acompañado de Esteban Luna González quien ya cuenta con carpeta de investigación por fraude, y Rusbet Díaz Abarca quien dice que esta dispuesto a matar a los dueños y chóferes que ya prestan el servicio con tal de que el trabaje.

Señalaron que hicieron varias llamadas al 911, pidiendo el apoyo puesto que estas personas llegaron con armas de fuego, navajas, cuchillos y machetes, tal apoyo nunca llegó.

A las 3 de tarde estas personas empezaron a insultar a checadores, chóferes y pasaje, a tal grado que se fueron a golpes con uno de los chóferes de la ruta actual a quien Rusbet Díaz Abarca hirió por la espalda con una navaja, esto fue lo que nadie vio, solo vieron que se empezo a desatar un alboroto.

Indican que ante estas acciones los chóferes afectados actuaron en defensa de si compañero que ya se encuentra estable después de una pérdida bastante considerable de sangre, las acciones correspondientes serán tramitadas ante la misma carpeta de investigación que se tiene.

Los afectados señalaron que los daños materiales causados a las unidades se pueden reparar y los colectivos seguirán prestando su servicio, toda vez que señalan iniciarán las acciones legales correspondientes.