Lo entregaría el Senado de la República, en septiembre de cada año, en el marco del aniversario luctuoso de la escritora chiapaneca.

Eduardo Ramírez Aguilar, senador por Chiapas presentó ante el Senado de la República, una iniciativa para crear el Premio al Mérito Literario “Rosario Castellanos”, con la finalidad de incentivar la creación literaria, impulsar a creadores y creadoras hispanos, así como para fomentar la lectura.

El premio, dijo el senador chiapaneco, será entregado por el Senado de la República, en septiembre de cada año, en el marco del aniversario luctuoso de la escritora chiapaneca.

Éste consistirá en un busto de bronce, medalla y un fondo económico, el cual está dirigido a escritoras y escritores con obra consolidada en idioma español o en cualquiera de las lenguas originarias, en los géneros narrativa, dramaturgia, poesía o ensayo, explicó.

Eduardo Ramírez manifestó que México cuenta en el arte de la literatura con un gran reconocimiento internacional gracias a escritores, poetas, dramaturgos, cronistas y periodistas prolíficos, por ello la nueva presea tiene el propósito de contribuir a la difusión de la vida y obra de escritores de lengua española e impulsar la creación de literatura escrita en lenguas originarias de Latinoamérica. 

Ramírez Aguilar destacó que  a Rosario Castellanos Figueroa se le considera una escritora que se adelantó a su tiempo, al hacer profundas reflexiones que colocaron a la mujer en el centro y al hacer visibles a los pueblos originarios. 

Por ello, las obras de Rosario Castellanos no han perdido su vigencia y aportan matices interesantes y polémicos dentro del propio feminismo, explicó el senador. 

Rosario Castellanos formó parte, junto con figuras como Octavio Paz, Carlos Fuentes, Juan José Arreola, José Emilio Pacheco, Carlos Monsiváis, Elena Poniatowska, Juan Villoro y Jaime Sabines, del grupo de escritores del siglo XX más conocido y representativo, además de ser considerada dentro de la Generación del 50.

Finalmente comentó que la escritora, quien nació en la Ciudad de México el 25 de mayo de 1925, pero que que vivio toda su infancia en Comitán , Chiapas; incursionó en la novela, el cuento, la poesía y la dramaturgia, además de la promoción cultural, la docencia, el periodismo y la diplomacia.

Cabe destacar que senadores de diversas bancadas de la Cámara Alta apoyan esta iniciativa.