A través de redes sociales, y medios locales se dio a conocer la información de que el menor fue recuperado y se difundió una imagen en donde se muestra en compañía y en brazos de su madre Juanita.

Se prevé que en las próximas horas la Fiscalía de Chiapas dé mayor información y detalles de los hechos.

El rapto de Dylan Esaú, el niño indígena de la etnia tzotzil, ocurrió en el Mercado Popular del Sur, en San Cristóbal de las Casas, Chiapas.

La Fiscalía de Chiapas confirmó hace unos días que se habían localizado en el municipio de Zinacantán, a los dos niños que colaboraron con la mujer identificada como Ofelia para llevarse a Dylan y según sus declaraciones el menor podría estar en la zona indígena.
Fuente: Noticieros Televisa