La Comisión Europea (CE) destinó este jueves otros 10 millones de euros para hacer frente a la crisis migratoria y humanitaria en Venezuela.

La ayuda se destinará a apoyar la consolidación de las instituciones nacionales, las organizaciones de la sociedad civil y las comunidades de acogida en los países limítrofes más afectados como Colombia, Ecuador y Perú, precisó la CE.

En particular, la asistencia estará enfocada a fortalecer las capacidades de registro e identificación de migrantes y refugiados, financiar medidas para la reducción de tensiones y riesgo de violencia con las comunidades de acogida, además de abordar la vulnerabilidad de las mujeres, niñas y niños expuestos a la trata de personas con fines sexuales y explotación laboral.

El pasado marzo la Unión Europea anunció que destinaría 50 millones de euros para aliviar la crisis humanitaria en Venezuela, una cantidad a invertir en áreas como el acceso a agua potable y la educación.

Un mes antes, en febrero, envió cinco millones de euros con la intención de dotar de alimentos, agua potable medicinas, educación y servicios básicos a los venezolanos más vulnerables.

La alta representante para la Política Exterior de la Unión Europea (UE), Federica Mogherini, mantuvo este jueves en Colombia una reunión con el presidente del país, Iván Duque, en la que se abordaron los desafíos relacionados con la acogida de refugiados y migrantes de Venezuela, según la misma nota.

Colombia es el país que alberga el mayor número de venezolanos desplazados, casi 1.5 millones, según las últimas estimaciones.

En total, más de cuatro millones de venezolanos han abandonado el país en los últimos dos años tras el deterioro de la situación socioeconómica, política y de seguridad en Venezuela.

Fuente: EFE